Otros artículos
La edición del proyecto Heroquest de Gamezone ya no puede seguir pretendiendo tener relación legítima con el juego original HeroQuest de Stephen Baker. Hemos contactado con Gamezone y nos dan su versión de su actuación.

 


Capítulos anteriores (Imprescindibles para entender la situación):


 

Más allá de los problemas de ejecución del proyecto (cierre de la campaña Kickstarter incluido, por motivos ajenos al juego de mesa en sí), y de los asuntos legales que todavía podamos encontrarnos, en todo este asunto hay un problema de fondo de cultura lúdica y buen trato a los autores de juegos y sus creaciones.

Así nos respondía directamente Dionisio Rubio Gil, responsable de Gamezone, sobre la cuestión central de su proyecto (16 septiembre 2013):

Sí, es cierto, estamos desarrollando desde antes del verano una nueva edición del Heroquest. Tenemos los derechos para España.

Así creímos contrastado el dato, y así lo comunicamos en nuestra primera informacion sobre este tema ("Gamezone Miniatures ha adquirido los derechos del juego HeroQuest para España"). Pero esa afirmación de Dionisio, sabemos ahora, quería dar a entender lo que no es real.

En el actual estado del caso, Gamezone no puede afirmar tener legitimidad sobre el juego de mesa HeroQuest, creación de Stephen Baker y publicado por MB/Hasbro en 1989. Lo que esta nueva editora sevillana ha intentado hacer es más cercano al plagio que a la reedición. Sin duda HeroQuest sería un buen negocio, pues los fans son incontables en todo el mundo (basta con ver el éxito inicial de la campaña en Kickstarter - esas cifras tal vez ayuden a explicar parte de la historia), pero cualquier empresa que se le ocurra la feliz idea no puede simplemente apropiarse del título (una palabra) y proclamarse sin más continuadora y editora de una edición 25 aniversario del original.

Un comportamiento editorial así, del que en España ha habido ejemplos históricos en el pasado, denotaría una falta de respeto sobre los juegos en sí, sobre la creación y los creadores de juegos, sobre las correctas prácticas editoriales... en pos seguramente de una económicamente provechosa oportunidad.

Nota: Existen muchas versiones caseras, expansiones y extensiones de HeroQuest de libre circulación por Internet (La web de HeroQuest.es es un ejemplo cercano de como las personas aficionadas han mantenido vivo el juego). Pero nadie ha tenido la ocurrencia de sacar provecho económico de ello editorialmente. Y cuando ha sucedido algo similar, ha habido consecuencias - os remitimos a esta historia de principios de 2013. O bien hay que remitirse a intentos de aprovechar la fama del juego original aún más desesperados como el flagio Herocults en el pasado remoto de la edición de juegos en España.

 

Hemos contactado de nuevo con Dionisio Rubio Gil, responsable de Gamezone, para obtener respuesta a las cuestiones centrales que todavía quedaban en cierta manera en el aire en este tema. Hicimos únicamente tres preguntas directas y esperábamos respuestas igualmente claras, como así ha sido. Reproducimos integramente y por completo nuestras preguntas y sus respuestas a continuación:

 


JT@: No cabe duda de que en Gamezone disponéis del registro de la marca "Heroquest" en España para publicar juegos y juguetes. Eso os permite publicar vuestros propios juegos con ese título, ¿pero tenéis algún derecho o permiso para copiar el juego original?

Dionisio - Gamezone: _Si copiáramos exactamente el juego, es decir, si hiciéramos una reimpresión tal cual, sí que hubiéramos pedido permiso explícito de Hasbro. No es eso lo que estamos haciendo, estamos realizando una versión conmemorativa. Todo el arte, figuras y componentes son distintos. Eso estaba explicado en nuestro KS [Kickstarter].
 
JT@: ¿Cuál es la relación de este proyecto con la editora del juego HeroQuest original? (En un comunicado oficial de Gamezone se dice que la comunicación del permiso de Hasbro "podría darse o no", lo cual es francamente sorprendente)
 
Dionisio - Gamezone: _Es sorprendente dicho así, “permiso de”. Ha calado la idea que necesitamos su permiso para producir el juego que estamos haciendo, y eso no es así. No es eso lo que nos ha pedido Moon D. Lo que nos han pedido MD a nosotros por escrito es la confirmación de que Hasbro no iniciará acciones legales en contra de ellos en USA, para cubrirse sus propias espaldas. Y eso, te digo ya, que ni Hasbro ni nadie tiene la obligación de entregarlo. Esa petición no tiene nada que ver con el juego. Tiene que ver sobre en qué territorio se está desarrollando el crowdfunding.
 
JT@: Os hemos preguntado repetidamente sobre vuestra relación con el autor del juego, Stephen Baker, que no podría faltar en una auténtica celebración 25 aniversario de su obra. Pero repasando vuestras respuestas, nos da la impresión de que evitáis el tema, sin contestar directamente. Por favor: ¿Habéis contactado con el autor? ¿Participa de alguna forma en el proyecto? ¿Aparecerá su nombre correctamente acreditado?
 
Dionisio - Gamezone: _Sí, evitamos el tema intencionadamente porque no se puede citar a nadie sin su consentimiento expreso. En el KS citamos a Kevin Gordish como impulsor de la petición de firmas porque nos dio su permiso expreso. A Stephen Baker no lo podemos citar sin su consentimiento. Sí que es cierto y compartimos la idea de que si se trata de una edición conmemorativa se le debería honrar. Y por eso sí que nos pusimos directamente en contacto para solicitar su participación, de la manera que él viera oportuna. Si diera su consentimiento se le citaría en los créditos y se le homenajearía, como a todos los participantes en este proyecto. Pero lo que no estoy dispuesto es a usar el nombre de este señor de manera mercantilista durante la campaña de crowdfunding y mucho menos sin que aún haya contestado a la petición. Si llegara a dar su permiso aparecería en el interior de la caja en los créditos, no usado como reclamo.
 
El autor del antiguo HQ es un alto directivo de Hasbro y su participación puede entrañar conflictos de intereses de empresa. Por eso no hay que decir nada que no se nos permita decir, ni por eso esperaría su participación. A todos nos gustaría honrarle, otra cosa es que eso sea viable. Por desgracia Stephen Baker no tiene ningún derecho sobre HQ, pertenece todo a Hasbro. Por eso se ha evitado en todo momento citarle.
 
Espero haber sido claro. En cada comunicado lo he intentado ser, hasta donde puedo. En esta situación se ha sido transparente y pedir la opinión de los backers del proyecto. Nada más. En la continuación del proyecto seguiremos esta línea.
Tras esta conversación (del día 2 de diciembre), hemos vuelto a preguntar a Gamezone si tiene algún acuerdo o comunicación, sea del tipo que sea, con Hasbro o Hasbro Iberia relativo a su proyecto (Para despejar la mínima duda que ya pudiera quedar al respecto). Pero Gamezone ha dejado de responder.
 
Tan pronto como tengamos nuevos datos (de ésta o de otras partes implicadas con las que también estamos en contacto), seguiremos informando al respecto.
 

 

Agradecemos a Dionisio sinceramente que nos haya atendido de nuevo para responder a estas cuestiones fundamentales para entender el proyecto de Gamezone. Pero lógica y evidentemente no podemos estar en absoluto de acuerdo con su forma de actuar ni con Gamezone como editora de juegos y así se lo hemos hecho saber de forma directa (Esperábamos que la franqueca no fuese óbice para futuras comunicaciones).

No nos vamos a extender comentando las respuestas de Gamezone al detalle, pues se leen claramente (aunque nos sorprendan algunos argumentos) y creemos que además no hacen sino corroborar nuestras opiniones expresadas en anteriores artículos. Pero sí debemos razonar sobre algún punto.

Gamezone ha jugado un doble juego.

Su proyecto se anunció como una continuación del juego original, una edición aniversario en toda regla. Así se comunicaba en las notas de prensa y anuncios. En la campaña de Kickstarter se usaba hasta el anuncio televisivo del juego original (logotipos de MB incluidos). O se usaban frases como: "A new edition of the memorable HeroQuest boardgame" ["Una nueva edición del memorable juego de mesa HeroQuest"]. En las imágenes del proyecto se puede comprobar como se ha copiado el tablero, los componentes (hay piezas de escenografía que toman como modelo las originales) y otros aspectos de HeroQuest. Y por supuesto se iban a copiar sus reglas y sistema de juego. Está claro que se pretendía no ya vincular, sino convertir el proyecto de Gamezone en el heredero legítimo del juego original (Así lo podíamos pensar al principio cuando Gamezone afirmaba tenerlo todo bien atado). Para la publicidad del proyecto y atraer público a gran escala, el juego tenía que ser un auténtico HeroQuest. Hasta la web oficial del proyecto se llama www.heroquestclassic.com (HeroQuest-clásico.com). Y a Gamezone le ha parecido válido y necesario para sus intereses actuar así.

Pero por otro lado Gamezone se contradice, reconociendo no haber pedido permiso a Hasbro, ni contar con el apoyo del autor - y aún así se lanzó al proyecto. O  se dice que van a cambiar los detalles necesarios para encontrar el camino legal para poder publicar el juego sin contar con sus auténticos propietarios. Incluso se admite que Gamezone no dispone de derecho alguno sobre el juego HeroQuest, pues todos son de Hasbro y no tiene intención de solicitarlos. Sin embargo hasta ahora Gamezone quería dar otra sensación. Dada su relevancia, en esta misma web no informamos de la noticia inicicial del proyecto de publicación de de este juego (aunque el rumor ya circulaba por Internet) hasta que obtuvimos confirmación expresa de Gamezone sobre su veracidad y cuando dicha empresa nos comunicó literalmente: "Tenemos los derechos para España". Y durante la campaña de Kickstarter, Gamezone emitió afrimaciones como: "Hasbro tiene todos los derechos (GW fue contratada para fabricar las miniaturas). Por tanto tenemos nuestos contactos y acuerdos con la propia Hasbro" - evidentemente es contradictorio con lo que se dice ahora. Y todo ello se realiza cometiendo el error de obviar el papel de Stephen Baker (autor del juego de forma irrenunciable aunque los derechos de publicación estén bajo contrato con una empresa), al admitir que se publicará un juego sin su autor en la portada... (Algo debe estar muy poco "atado" si eso no es posible). Baker no sería precisamente una persona como "todos los participantes en este proyecto" si estamos hablando de HeroQuest. No se quiere usar su nombre de forma mercantilista pero sí se hace precisamente eso mismo con el título y el prestigio de su juego.

Los juegos también tienen autores

En estos años pasados diversas empresas lúdicas han intentado publicar de nuevo el HeroQuest de Stephen Baker de forma legal y legítima - algunas compañías de pirmer nivel internacional e incluso alguna española. Por diversos motivos y la complejidad del tema, con diversas empresas implicadas además del autor, esos proyectos no han salido adelante. Así que la vuelta de HeroQuest no es una idea que estuviese olvidada.

Lo cierto es que Gamezone solamente tiene el registro de una palabra como marca en España, sin derechos ni nada más sobre el famoso juego de mesa con ese mismo título. Un tal Daniel González García es quien que tuvo la idea de registrar la marca comercial en España y después se asoció con Dionisio Rubio Gil  para la producción. Poseen un nombre pero el juego HeroQuest no es de Gamezone.

La cosa no acaba ahí, porque también Gamezone (en la persona de Dionisio Rubio Gil) está intentando registrar igualmente el nombre Space Crusade (proveniente del juego de mesa Cruzada Estelar, otra obra de Stephen Baker publicada por MB en 1990) como una marca en España.

Gamezone da por hecho que es correcto copiar un juego de mesa, publicarlo y venderlo.

Nosotros podríamos llamarlo piratería lúdica (sin la menor connotación positiva).

 

http://www.jugamostodos.org/images/stories/Juegos/JuegosEspana/Gamezone/heroquest%2025%20-%2002b.jpg

Un experimento visual, la portada de HQ25 (autoría no conocida) volteada horizontalmente
y la original de HeroQuest  (Les Edwards).

http://www.jugamostodos.org/images/stories/Juegos/JuegosEspana/MB/heroquest%20-%2001.jpg

 

No es un asunto baladí. Y tampoco es algo que haga bien alguno al conjunto de la afición o a la industria de los juegos de mesa.

Hay ejemplos de ediciones que homenajean a otros juegos, que se inspiran en otros y lo reconocen. Mientras se comunique abiertamente, se acrediten las fuentes, se trate de una obra diferente y no se intente tomar el papel del original, es algo aceptable en todos los ámbitos creativos. En este caso Gamezone ha mostrado un gran potencial en el diseño de miniaturas e ilustraciones, como para haber intentado publicar un juego propio, original y auténtico. Podría haber diseñado un juego novedoso para rendir tributo a HeroQuest, explicando claramente sus intenciones, haciendo homenaje a través de su propia creación. Pero lo que se ha hecho en cambio es intentar apropiárselo. Ya sea por buscar el gran negocio o por desconocimiento no malintencionado, el proceder editorial es inadmisible. Además de que la opinión de la editora propietaria del juego no puede soslayarse, es fácil imaginarse qué pensarán las editoriales que en estos años se han interesado por publicarlo correctamente y lo han intentado (Incluso alguna española).

Con todo lo sucedido, en Gamezone deben (Todavía están a tiempo) reconducir la situación y rehacer su proyecto - A eso les animamos.

Desde nuestra asociación abogamos desde hace años por la publicación ética de los juegos de mesa. Que los juegos sean obras culturales. Que no haya editoras con pocos escrúpulos que se aprovechen de creaciones de otras personas. Que los autores sean respetados y acreditados. Y lo queremos así por nuestra propia pasión por los juegos de mesa, porque queremos lo mejor para quienes los hacen, y porque es parte del justo camino para ir creando una verdadera cultura lúdica en nuestra sociedad.

Pese a todas las ganas y expectativas suscitadas con el anuncio de que nuestro querido HeroQuest iba a ser publicado, no podemos dejar de ser críticos. Ojalá podamos celebrar una edición conmemorativa de HeroQuest, o la publicación de otro juego que le rinda homenaje, por todo lo alto y sin remordimientos. Lo repetimos: Si HeroQuest va a regresar, que lo haga de forma digna.

 

Continuará... (Con total seguridad)

 

¡Nos jugamos!

Jugamos Tod@s

You have no rights to post comments

TIENDAS de JUEGOS colaboradoras
EDITORIALES de JUEGOS colaboradoras