Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de la navegación y para estadísticas

En los medios

Fournier celebra su 150 aniversario, ahora dentro de la multinacional Cartamundi.

Hercalio Fournier

La compra de Fournier por parte de Cartamundi se hizo efectiva con el inicio de 2020, cuando la compañía vasca cumple 150 años de existencia.

En El País: Fournier juega sus cartas para cumplir 150 años de historia ligada a Álava (10 enero 2010), por M. Vargas.

La longeva firma de naipes comienza una nueva etapa con su incorporación al grupo belga Cartamundi. Tiene 60 trabajadores y factura 18 millones de euros.
(...)
Durante sus primeros cien años, Naipes Fournier fue una empresa eminentemente familiar. En 1870 Heraclio Fournier fundó un pequeño taller de impresión en los bajos de la Plaza Nueva de Vitoria. Su espíritu innovador le llevó a incorporar las últimas técnicas de impresión y ampliar su negocio en un importante emplazamiento en la calle Manuel Iradier. A principios del siglo XX Fournier logró ser tan influyente que el recorrido del ferrocarril se desvió por esta calle para dar soporte a la fábrica. En esa época, el empresario se convirtió en el precursor de la modernidad e introdujo el teléfono, el coche e incluso el avión en Vitoria. Tras Heraclio Fournier, su nieto Félix Alfaro cogió el timón en 1916. Coleccionista de arte, el sucesor logró el empujón definitivo de la firma, además de conseguir que cada palo y cada carta de la baraja española se convirtiesen en marca registrada. La familia Fournier Alfaro es la responsable de que Vitoria se haya hecho famosa como capital mundial del naipe, y cuente con uno de los pocos museos temáticos de cartas que hay en el mundo, hoy gestionado por la Diputación de Álava. "En el mundo, se abre una baraja de Fournier cada segundo y medio y muchas de ellas con el nombre de Vitoria".

¡Nos jugamos!

Jugamos Tod@s

Regístrate para enviar comentarios

TIENDAS de JUEGOS colaboradoras